Sobre

Origami no se avergüenza de mostrar los más profundos deseos humanos

A punto de empezar la función en el Festival Čekání na Václava © Jan Písařík
Michaela Hellerová escribe en Topzine.cz acerca de Origami tras su paso por el VII Festival Čekání na Václava en Hradec Králové (República Checa).

Origami no se avergüenza de mostrar los más profundos deseos humanos

En esta obra del teatro praguense Ungelt los actores no tienen miedo a dar rienda suelta a sus deseos más intensos. Al Teatro Klicperovo y dentro de la programación del Festival Čekání na Václava llegó el Teatro Ungelt con la insólita obra Origami. La interpretan magistralmente Vilma Cibulková, Pavel Batěk, Vojtěch Kotek y Helena Dvořáková. La obra ha sido escrita y dirigida por el dramaturgo español Carlos Be.

Origami presenta una mezcolanza de historias de amor entrelazadas entre sí que se muestran como las páginas de un libro. Depende a que página vayas, las historias se hilarán de una manera u otra. Origami es un crisol que contiene el amor en todas sus formas. Los propios actores no tienen miedo a hablar ante la audiencia sobre sus más deseos humanos más profundos y a veces impredecibles.

Los deseos humanos son insólitos

Es sorprendente cómo este thriller dramático cargado de pasión en que los actores terminan tan emocionalmente agotados puede capturar la atención durante cerca de tres horas. Origami puede suceder en cualquier época y en cualquier lugar del mundo. El dramaturgo español logra poner de manifiesto los deseos más ocultos de todos y cada uno de nosotros.

“¿Qué pasaría si me acostara con mi madre? ¿Sustituiría a mi pareja? ¿Puedo matar dónde y cuándo sea? ¿Es la vida efímera?”, se pregunta un joven Aldo.

Increíblemente grandes actores

Pavel Batěk, en el rol de Aldo, se muestra tan creíble que resulta imposible discernir de dónde le proviene la inspiración para actuar este papel. Desde su infancia, Aldo se encuentra dominado por su madre, Klaudie. Una soberbia Vilma Cibulková interpreta este papel al tiempo que despliega a su alrededor todas las vías posibles de aprovecharse del amor de sus seres queridos. En el joven Aldo ella ve a su marido. Para ambos se trata de un vínculo tan beneficioso que deben ocultarlo al resto del mundo como si de un gran misterio se tratara.

Completan el cuarteto Helena Dvořáková como Dora, la chica de la limpieza que llega a la casa de Klaudie, y su novio Lenzo, interpretado por Vojtěch Kotek. Porqué están en la casa y qué ocurrirá con ellos no pueden ni imaginárselo.

Con la llegada de Dora y Lenzo, la trama criminal comienza a ensamblarse. Juntos descubrirán datos sorprendentes sobre el pasado de Aldo y Klaudie. Origami se despliega hacia su forma final en que la enigmática obra alcanzará su clímax.

Mientras una cara de la hoja de Origami muestra un final, su reverso oculta otro. La duplicidad de la obra muestra el carácter imprevisible de la naturaleza humana y sus deseos más insospechados. Origami es la más profunda incursión en el subconsciente de las personas y la obra más erótica que un autor pueda concebir. ¡La mente humana no conoce límites!

Michaela Hellerová, Origami se nestydí projevit nejtajnější lidská přání
Topzine.cz, 18 de octubre de 2010
(Traducción de Carlos Be)

¿Quieres compartirlo?

0 Comentarios